Soñar con… Bebé

He tenido tres sueños que parecen estar relacionados:

En el primero soñé que estaba embarazada, pero de pronto tenía un niño de tres meses. Como estaba estudiando, debía dejarlo con mi prima, pero después de montarme en el autobús, me arrepentía y regresaba a por mi bebé. Él estaba llorando y me lo llevaba conmigo.

En el segundo, vi que tenía un bebé varón también y al que estaba amamantando.

En el último, el niño ya era grande, como de un año. Ya caminaba, él jugaba mientras yo le cuidaba. Le pregunté si quería comer y empecé a darle el pecho.

amamantar

Los embarazo suelen representar las ideas o proyectos que se están gestando en nuestro interior. En tu caso, ese proyecto no solo está surgiendo, sino que ha visto la luz. Ese bebé es lo que has llevado a cabo.

Dices que no puedes separarte de él, que aunque lo intentas porque tienes la responsabilidad de ir a clase, al final acabas bajándote del autobús para recogerlo. Al verlo está llorando y te lo llevas.

Parece ser que intentarás compaginar tus obligaciones como estudiante/aprendiz con este proyecto en el que acabas de sumergirte (que lo hayas iniciado ahora es relativo, todo depende de cuánto tiempo hace que lo soñaste. Sería actual en el momento en el que tuvieron lugar los sueños). Pedirás ayuda a una segunda persona para que cuide de él mientras tú cumples con tu deber, sin embargo, te resulta imposible apartarlo de ti. Te esfuerzas, pero enseguida vuelves porque tu proyecto es demasiado importante para ti.

Ves que cuando está con esa otra persona, el bebé llora. Parece ser que, cuando intentes dejarlo en manos de alguien que no seas tú, se resentirá, pues no será capaz de continuarlo con tu misma armonía. En este punto tu subconsciente te está indicando que el proyecto te está acaparando demasiado, que incluso darás de lado etapas importantes de tu vida por cuidarlo, y que no confiarás en que otras personas puedan ayudarte con él.

Generalmente, cuando soñamos con un bebé repetidas veces y lo vemos crecer en sueños sucesivos como a ti te ha ocurrido, significa que no solo hemos seguido adelante con nuestro proyecto, sino que además lo estamos desarrollando con éxito y que nuestros cuidados están dando su fruto, un niño sano y feliz. Deduzco que el orden de los sueños ha sido primero un embarazo/bebé, después el bebé y luego un niño. Date cuenta de que la cronología es importante para saber si este proyecto está avanzando y no al contrario, o incluso si se trata del mismo o diferentes. Házmelo saber si no es así.

Por otro lado, soñar con un niño jugando puede simbolizar tu lado infantil y despreocupado, tu creatividad, tu inocencia, la necesidad de retomar estos aspectos de tu vida. Que lo alimentes puede representar que estés intentando potenciar estas cualidades.

Te comento esto último porque todo dependerá de cómo sientas el sueño, aunque según lo que me has contado, yo me decantaría por lo primero: tus sueños hablan del gran proyecto que estás desarrollando con éxito.

Enlaces de interés:

Deja una respuesta