Soñar con… Otra hija

Cuando tenía 15 años (ahora tengo 38) solía soñar muchas veces con esto: venía una chica a mi casa y mis padres la llamaban hija. A mí me echaban de la casa y se quedaban con ella. Recuerdo que me angustiaba mucho este sueño y que lloraba mucho en él, pero nadie me ayudaba. Durante ese día me sentía angustiada como si fuera a pasarme de verdad.

Ahora algo que me está pasando me recuerda ese sueño. Una vecina que me ha cogido mucha manía se ha hecho muy amiga de mis padres, les llama papá y mamá, mientras que a mí me ha hecho muchos desplantes e incluso ha llegado a amenazarme con hacer lo posible para que me fuera de casa de mis padres. Yo, por mis bajos ingresos, no puedo irme, mis padres le dan la razon a ella de todo aunque vean el daño que me hace cuando se mete conmigo. Hay algo en eso que me recuerda a ese sueño que tenía a los 15 años. ¿Podría tratarse de un sueño premonitorio? La actitud es muy parecida a la chica del sueño.

sonar-con-otra-hija

La situación real que me describes es bastante frustrante, cualquier persona lo entendería, pero vamos poco a poco. Lo primero será interpretar ese sueño que tanto se te repetía y después ver si guarda relación con esto.

A los 15 años solemos sentir que nuestros padres no nos entienden, o que no somos lo suficientemente buenos para ellos. Es muy frecuente vernos como una decepción para ellos. Esto se debe a que es una edad difícil en la que se dan muchos cambios, tanto sociales como biológicos, y lo que antes te gustaba cuando eras niña, ya te aburre. Además se suma la presión de ser buena estudiante y de ir decidiendo qué queremos ser en la vida. Cuando somos adolescentes solemos pensar que, si no estudiamos la mejor carrera y conseguimos el mejor trabajo al crecer, vamos a decepcionar a nuestros padres. Esto no es así, o no debería, claro.

Soñar con que otra chica te sustituyese como hija estaría expresando esa presión por ver que tus padres esperasen de ti otras cosas, como si sintieras que ellos preferirían que fueras diferente en lugar de ser tal como eres. A veces los padres, con sus comentarios, pueden hacernos pensar eso. Es involuntario, por supuesto, después de todo los padres quieren lo mejor para sus hijos, y al margen de como sean, existe un amor incondicional hacia ellos.

Este sueño reflejaría ese sentimiento de decepción que considerases ser para ellos, pero no tendría por qué ser real. En el caso de que fuera o no una premonición, lo más probable es que nada tenga en común, aunque podría ser de ayuda ese sueño para saber reaccionar ante lo que te está sucediendo.

Si una tercera persona está influenciando demasiado a tus padres, y más en tu contra, lo que deberías hacer sería hablar con ellos y expresar cómo te sientes. Me temo que no podrías hacer mucho más, tan solo estar alerta por si sucede algo, aunque que esa persona se sienta tan confiada como para amenazarte refleja su mala intención, algo que deberían ver tus padres.

Con respecto a su relación con el sueño, quiero que veas que tus padres, por mucho que te digan, quieren lo mejor para ti. Y si le dan la razón en cuanto a irte de casa no es porque quieran a otra como hija, sino porque en cierto modo intentan hacerte ver cómo es la vida. De todos modos, ellos siempre preferirán verte en casa que desamparada, y si el trabajo no llega, ellos lo comprenderán. Ahora, algo que sí ayudaría es que ellos vieran que te esfuerzas por encontrarlo o por independizarte, siempre en la medida de lo posible.

  1. #1 Meche dijo:

    24 julio 2015 a las 5:07 pm

    gracias por tu interpretación, bueno no tengo pretendientes al momento, y no se que tan preparada este, estoy muy triste, m{as aun ahora su cumpleaños es la semana que viene, y aun lloro por el, no creo que pueda fijarme en alguien más :(

  2. #2 Elba Luna R. S. dijo:

    24 julio 2015 a las 5:28 pm

    Como ya te comenté, es normal que tengas malas rachas. También es habitual recordarlo en determinadas fechas, pero el modo de que estas te afecten lo menos posible es pensar: «sí, es su cumpleaños, pero ya no es mi pareja, ya no tiene que ser un día especial para mí. Ahora estoy yo con MIS días especiales».

Deja una respuesta